.: FUTBOL DE LIGA :.
 
La Armonía y San Francisco empataron dos a dos en el escenario de calle Don Bosco. Benjamín Rossomando y Javier Menéndez, en el minuto final, anotaron para los velezanos. Nazareno Romero convirtió los dos goles del elenco "santo", el primero de penal. Hubo cinco expulsados, Benjamín Rossomando, Axel Guevara y Juan Francisco Vidili, en los locales; René González y Jonatan Kippes, en los visitantes.

Comentario del partido:

Tarde de expulsiones y goles en calle Don Bosco

En un partido cambiante y completamente desvirtuado por el arbitraje, La Armonía y San Francisco igualaron dos a dos. Rossomando abrió la cuenta para el local, Nazareno Romero, en dos oportunidades, lo dio vuelta y Menéndez sobre la hora puso el dos a dos final. Hubo cinco expulsados: Rossomando, Guevara y Vidili en el local y Kippes y René González en el visitante.

La Armonía y San Francisco se enfrentaban en calle Don Bosco en la jornada sabatina, en lo que significaba el inicio de la octava fecha en la Zona B del Torneo Clausura.
Transcurridas las primeras siete fechas, empezaba la segunda rueda para ambos equipos y volvían a verse las caras, luego del uno a uno en el comienzo del torneo, bajo la custodia de Daniel Carluccio.
El partido comenzó sumamente favorable para el elenco local debido a que a los seis minutos, Rossomando sacó un gran zurdazo desde fuera del área y se metió en el ángulo superior izquierdo de Cingolani que nada pudo hacer. En el amanecer del encuentro, La Armonía lograba ponerse en ventaja.
De allí en más y ya con la ventaja en su favor, el “velezano” se dedicó a controlar el partido circulando bien el balón, presionando a cada uno de sus rivales y contando con situaciones como para ampliar el marcador, que quizás no fueron muchas, pero si claras. Por su parte a San Francisco le costó hacer pie durante gran parte del primer tiempo y no pudo acomodarse dentro del campo de juego. La más clara durante la etapa inicial fue un córner de Juan Romero que cabeceó su hermano Nazareno e Irusta estiro bien su brazo para desviar el balón.
En el arranque del complemento y al igual que en el comienzo del partido, San Francisco volvía a sufrir tempranamente un golpe debido a que a los tres minutos se quedó con diez por la expulsión de Kippes por doble amarilla luego de una falta leve en la mitad de la cancha.
Escenario más que favorable para el local no solo por estar en ventaja sino por tener que jugar gran parte del segundo tiempo con un hombre de más.
Sin embargo, a los doce se produjo la jugada que cambió radicalmente el partido y dio inicio al show de Carluccio. Su primera función fue cobrar un penal inexistente de Menéndez sobre Marín luego de un córner desde la derecha, que Nazareno Romero cambió por gol. El visitante llega al empate de manera inesperada pudiendo capitalizar el error arbitral.
Luego de la igualdad, los minutos restantes del complemento son verdaderamente muy difíciles de analizar desde lo futbolístico, no solo por lo chato y trabado que se dio donde La Armonía no pudo aprovechar del todo la superioridad numérica, sino principalmente por las decisiones arbitrales de Carluccio que pusieron nerviosos a locales y visitantes.
Promediando el segundo tiempo, se dio la segunda función del principal en la que expulsó a dos hombres “velezanos” en dos minutos. A los 31 le mostró la segunda amarilla a Rossomando también por una falta menor y a los 33 hizo lo propio con Guevara por apenas discutirle al árbitro.
Debido a esto, se invertían los roles en los minutos finales dado que el “santo” era ahora quien tenía la superioridad numérica y lo que no supo aprovechar La Armonía durante gran parte del segundo tiempo, si lo pudo hacer el visitante en pocos minutos. A los 39, Juan asistió con un pase filtrado a Nazareno Romero, este eludió a Cingolani y definió de zurda con el arco a su merced. El visitante lograba darlo vuelta, pudiendo capitalizar los espacios que dejó su rival.
Como si fuera poco, a los 40 minutos Carluccio tuvo su tercer capítulo al volver a sacar una doble amarilla por una falta inexistente. En este caso, la víctima fue René González por un supuesto toque del jugador de San Francisco sobre Vidili. Cinco minutos por jugar y nueve contra nueve.
Hasta que a los 45, luego de un córner desde la izquierda de Vidili, Menéndez alcanzó a puntear la pelota, esta se metió en el primer palo de Cingolani y puso el dos a dos definitivo. Para finalizar con el show del principal, Vidili también vio la segunda amarilla en tiempo de descuento por dialogar con el árbitro.
En definitiva, empate caliente, vibrante, cambiante y todos los adjetivos que usted le quiera poner entre La Armonía y San Francisco, en un partido en el que el árbitro tuvo incidencia en el mismo, desnaturalizó el juego y no pasó para nada desapercibido.

El Podio:
1 - Nazareno Romero: Fue el más peligroso de su equipo en todo el partido. Luchó y metió aprovechando su físico y su potencia. Volvió a marcar dos goles como frente a Sansinena.
2 - Benjamín Rossomando: Fue quien más inquietó a la defensa de San Francisco. Participativo y peligroso durante el primer tiempo, donde tuvo situaciones para ampliar el marcador. Luego se fue apagando y debió retirarse injustamente expulsado.
3 - Javier Menéndez: Si bien tuvo un correcto partido, termina siendo decisivo por convertir el gol del empate sobre el final. Le cobraron un penal que no fue, en una de las tantas malas decisiones del árbitro.

El Árbitro:

Daniel Carluccio: Que más se puede agregar del arbitraje. Pésimo cometido del principal quien estuvo falto de conducción y se le terminó yendo el partido de las manos. Con decir que ambos equipos fueron perjudicados y se retiraron disconformes con su trabajo, es suficiente argumento para explicar lo que se vio en cancha.

Alan Moreno
Fútbol de Liga


 
 
. : : Fútbol de Liga : :
Bahía Blanca - Buenos Aires - Argentina